Historia del Kung Fu

Introducción

El objetivo del conocimiento de la historia del kung-fu es que nos permita conocer su origen y comprender el porqué de su realidad actual, sin profundizar en hechos históricos controvertidos que nos alejarían de este objetivo general.

Para ayudarnos a comprender con objetividad la documentación histórica deberíamos tener en cuenta una serie de consideraciones tales como:

  1. en la antigüedad la cultura (leer, escribir,…) solo estaba al alcance de una minoría que pudieran dejar constancia documental;
  2. principalmente se documentaban hechos transcendentales o de interés para los poderosos;
  3. gran parte de los documentos de la historia antigua fueron destruidos durante las guerras y sus saqueos;
  4. en varias ocasiones la práctica de las artes marciales ha sido prohibida en China, llevándose a cabo de forma oculta.
Por todo ello, gran parte de la información antigua ha sido transmitida oralmente entre generaciones, resultando difícil ratificar con exactitud hechos y legados, así como dando lugar a controvertidas interpretaciones.

El término kung-fu 功夫 (pinyin: gōngfu) significa "habilidad o maestría", es un coloquialismo chino para designar la habilidad adquirida con tiempo, constancia, disciplina y esfuerzo, que se utiliza para resaltar la destreza en un arte o actividad. Es el término con el que se popularizaron las artes marciales chinas en occidente.

Origen

La lucha existe desde que existe el hombre, es más, la lucha por la supervivencia es anterior al hombre. En China existe constancia de tratados antiguos de lucha y táctica militar desde hace miles de años, quizás el más conocido sea “El arte de la guerra (孫子兵法 - Sun Tzu 孫子) del s. VI a.C.

Por otra parte, la filosofía en China (confucianismo, taoísmo y budismo) también se conocía incluso antes de la construcción del Templo Shaolin(495 d. C.), así como la práctica del Qigong (Chi-kung ).

Se considera que el origen de las artes marciales chinas (como tal) no emana de la lucha sino de la filosofía, es decir, de sus principios filosóficos. Por ello, se datan los orígenes del kung-fu en el año 527 d.C., cuando, según cuenta la leyenda, un monje budista procedente de la India llamado Bodhidharma (en chino “Damo” -pinyin-; pronunciado “Tamo”) llegó al Monasterio de Shaolin (Henan, norte de China). Damo consideraba que era beneficioso para sus prácticas espirituales que los monjes tuvieran cuerpos sanos y buena salud, por ello les enseñó una serie de ejercicios, para ayudarles en sus meditaciones, que dieron origen a los 18 LuoHan” (“18 ancestros LuoHan” o “18 manos de LuoHan”, según la fuente) que consistía en 18 ejercicios que derivaron en habilidades de lucha. A partir de éstos fueron creados 24 nuevos movimientos y así sucesivamente se comenzaron a crear los primeros estilos (羅漢拳 Luohan quan,…). Sin embargo, muy probablemente en el Monasterio de Shaolin no fuesen totalmente desconocedores de algunas habilidades de lucha antes de la llegada de Damo.

Evolución

El desarrollo del kung-fu se asocia predominantemente hoy día a 2 grandes escuelas:

·Shaolín (少林寺):

-  Filosofía budista Chan (Zen)

-  Estilos externos (duros)

·Wudang (武當山):

-  Filosofía taoísta

-  Estilos internos (suaves)

Aunque los estilos de las escuelas de Shaolin y Wudang son los mayoritarios hoy día, también existen otros, como los de la escuela Emei (Emei quan 峨嵋 拳), los de origen tibetano (Lama pai 喇嘛 派, "Rugido del León" 獅子吼, Grulla Blanca tibetana 白鶴派), los de origen musulmán “hui” (Cha quan 查拳), los del origen militar (Xing Yi quan 形意拳 Hsing I chuan de “Yue Fei”) y los de la población en general. Y han tenido ciertas influencias entre ellos, en su origen o en su destino.

Otra consideración que deberíamos tener en cuenta para ayudarnos a comprender esta predominante vinculación a escuelas populares o personajes históricos se debía al hecho de que era la única manera de conseguir un reconocimiento y garantizar su constancia que, de otra manera, ningún plebeyo por sí solo podía conseguir.

La emigración, el comercio y la difusión del budismo en China (y en el extremo oriente en general) contribuyeron a difundir y popularizar también el kung-fu, desarrollándose diferentes estilos.

En un principio, podemos destacar el desarrollo de los “18 luohan”, las técnicas de bastón (gùn 棍) de la escuela Shaolin (al no ser considerado como un arma), las técnicas adaptadas de las habilidades de lucha de algunos animales (tigre, grulla, serpiente, mono, mantis,…) que dieron lugar a los estilos imitativos, etc.

Durante la dinastía Ming (1368 – 1644) los estilos de kung-fu tuvieron una época de gran desarrollo y amplitud, considerándose la "Edad de Oro" antigua del Kung-fu.

A principios de la dinastía manchú de los Qing (1644 – 1911) destruyen el Monasterio de Shaolin y los pocos supervivientes emigran hacia el sur (Fujian, Cantón,…), desarrollándose los estilos del Sur (Hung gar 洪,…).

Los estilos del Sur (y del Shaolin en general) se expanden hacia extremo oriente influenciando en el desarrollo de las artes marciales de Okinawa, que darán origen al karate (usaban los mismos términos chinos “shorin = shaolin", “kempo = quanfa = kungfu”, to-de/ tuidi/ to-de/ Shuri-Te = mano china, tang soo do / tangsudo = “camino de la mano china”).

A finales del s. XIX el descontento del pueblo chino con la colonización occidental (Reino Unido,…) se manifestó en la aparición de movimientos revolucionarios como el de la Rebelión de los bóxers en 1898 (义和团起义 “puños rectos y armoniosos”), llamados “boxers” (boxeadores) por los ingleses, en referencia al uso de las artes marciales que practicaban.

En 1910 Huo Yuanjia (maestro del estilo mizong) funda en Shanghai la Jing Wu Athletic Association (精武體育會/ 精武体育会) organización que promueve un enfoque sistemático para la formación en las artes marciales chinas.

Con la destitución del último emperador Qing se instaura la República en China (1.912-1.949) y las artes marciales chinas son consideradas parte del orgullo nacional (國術 guóshù, kuoshu, “arte nacional”).

En 1949, tras la guerra civil china, se instaura la República Popular China con su doctrina revolucionaria maoísta. Provocando que muchos artistas marciales decidieran emigrar a Taiwán, Hong Kong y a otras partes del mundo, donde comenzaron a enseñar y a extender a nivel internacional las artes marciales chinas.

En China continental, las artes marciales fueron sometidas a una transformación radical imponiendo (en 1958) una nueva versión deportiva nacional, adoptando el término de "wushu", con nuevas formas estandarizadas y simplificadas, una adaptación con movimientos más vistosos y, a menudo acrobáticos, de las diferentes formas del kung-fu tradwhiteicional. Este nuevo deporte de competición se desvinculaba de los aspectos de autodefensa (potencialmente subversivos al poder), de los linajes familiares y de las lealtades personales (a los maestros) del kung-fu tradicional. Por otra parte, se contribuyó a popularizar el conocimiento de las artes marciales chinas, especialmente con la simplificación de las formas de algunos estilos, como el taijiquan (en 1956), resultando más accesibles para la población en general.

Con la Revolución Cultural China (1966-1976) los “Guardias Rojos” en persecución y destrucción de las tradiciones chinas saquean el Monasterio de Shaolin y destruyen los manuscritos de su biblioteca.

En 1980 se vuelven a abrir las puertas del Monasterio de Shaolin y en 1998 se descentraliza la regulación de las artes marciales en China.

Fuera de China continental, en Taiwan prosiguió la práctica del kuoshu, en Hong-Kong se popularizaron las películas de kung-fu en la década de los 60 y el kung-fu se popularizó en los años 70 en todo el mundo con las películas de Bruce Lee y con la serie de televisión norteamericana llamada Kung fu (protagonizada por David Carradine).

Artistas y actores marciales como Jet Li y Jackie Chan han seguido fomentando el atractivo de las películas de este género. El kung fu se ha convertido en un elemento básico de las películas de acción, y aparece en muchas películas que generalmente no se consideran películas de artes marciales, como por ejemplo Matrix, etc.

En la población infantil ha popularizado el kung-fu la película y serie de animación "Kung fu Panda", protagonizada por los algunos de los animales tradicionales del kung-fu (oso, tigre, mono, mantis, serpiente y grulla).

Así mismo, en la actualidad los valores prácticos del kung-fu recobran popularidad en programas educativos infantiles contra el acoso (anti-bulling).

Para saber más...Wikipedia kung-fu o en nuestro blog

Redactado por el equipo de expertos en kung-fu TA-MO
© Asociación Deportiva de Artes Marciales TA-MO

Reproducción autorizada siempre que se cite la fuente.
Se ceden derechos a Wikipedia en difusión del conocimiento del kung-fu
<!-- Esta etiqueta param indica a los usuarios de Flash Player 6.0 r65 o posterior que descarguen la versi&oacute;n m&aacute;s reciente de Flash Player. Elim&iacute;nela si no desea que los usuarios vean el mensaje. --><!-- La siguiente etiqueta object es para navegadores distintos de IE. Oc&uacute;ltela a IE mediante IECC. --><!--[if !IE]>--><!--<![endif]--><!-- El navegador muestra el siguiente contenido alternativo para usuarios con Flash Player 6.0 o versiones anteriores. --> <div> <h4>El contenido de esta p&aacute;gina requiere una versi&oacute;n m&aacute;s reciente de Adobe Flash Player.</h4> <p><a href="http://www.adobe.com/go/getflashplayer"><img src="http://www.adobe.com/images/shared/download_buttons/get_flash_player.gif" alt="Obtener Adobe Flash Player" width="112" height="33" /></a></p></div><!--[if !IE]>-->
¿QUIÉNES SOMOS? PRESENTACIÓN

La A.D.A.M. TA-MO es un club deportivo especializado en Artes Marciales.
Principalmente se practican las disciplinas de Kung-fu, Defensa Personal, Tai-chi y Chi-kung.
El club y todos sus miembros están oficialmente titulados, registrados y federados.
Nuestro objetivo es compartir la afición por las artes marciales mediante su práctica en un ambiente de amistad, con humildad y calidad, en la búsqueda del continuo perfeccionamiento del Arte y del crecimiento personal del artista.

KUNG-FU (gōngfu, 功夫)

Arte Marcial de origen chino del que derivaron el resto de artes marciales orientales.
Los orígenes del kung-fu, como tal, datan del siglo VI en el Monasterio de Shaolin.
Se caracteriza por la rapidez y flexibilidad de sus movimientos, así como por su gran variedad de tipos de técnicas, tanto de brazos como de piernas (percusiones, agarres, luxaciones, proyecciones,...), de mano vacía y de manejo de armas (palos, espada, “nunchaku”,...).
Podemos destacar 3 grandes bloques de entrenamiento: Formas (Tao-Lu), Defensa Personal y Combate.

TAI-CHI (太極拳)

Estilo interno de las artes marciales chinas que, como tal, da más importancia al desarrollo del poder interior del individuo.
Sus principios se fundamentan en la filosofía taoísta (Tao = Yin / Yang) donde el objetivo es alcanzar el equilibrio entre las energías (Chi) Yin y Yang.
Se caracteriza por sus movimientos suaves y fluidos que son ejercitados en perfecta armonía con la respiración.
En el Tai-Chi podemos encontrar 2 tipos de trabajo: Formas (Tao-Lu) y Tui-shou

DEFENSA PERSONAL

Sistema de autoprotección cuyo objetivo es evitar o escapar de una agresión.
Nuestros principios son la eficacia, la proporcionalidad y el sentido común ante la situación.
Es una disciplina mixta compuesta por las técnicas más efectivas de las diversas artes marciales, de los deportes de contacto y de otros tipos de lucha poco ortodoxas como la pelea callejera.
Se afrontan situaciones frente a uno o a varios agresores, armados o no.

Links
 
     

© Asociación deportiva de Artes Marciales TA-MO